Mindfulness para mejorar la productividad. (Primera parte)

La práctica del mindfulness trata sobre notar lo que estamos haciendo, lo que pensamos de qué manera lo estamos pensando, y de qué manera nos sentimos. Con la práctica y la pretensión podemos ahondar nuestra capacidad de conciencia y compasión por los demás. ¿Y si eres capaza de vivir cada día más como una aventura que como una jornada? ¿Qué pasa si tu trabajo y tu puesto de trabajo te inspiran en lugar de deprimirte?.

Tal vez al leer estas palabraste surja un sentido de incredulidad que cualquiera podríadecir; Tras todo, ¿quién disfruta del trabajo? ¿En qué momento ha funcionado para alguien más alguna vez algo que se ha sentido ventajoso en el largo plazo?.

Cuando sentimos que no tenemos opciones, en realidad no tenemos calidad de vida.

Algunos dicen que sólo hay un ganador cuando trabajamos para otra persona, y ese es el jefe. Pero muchos jefes también tienen jefes que hacen que se sientan inseguros y sin importancia también.Este sentimiento de impotencia se transmite a través de la jerarquía y termina sin que nadie se sienta valorado o apreciado. Tal vez, para que podamos superar toda esta carnicería, y para ello necesitamos reevaluar quiénes somos y nuestro lugar en el mundo.

Es el mindfulnes es una moda pasajera?

Cerca de dos mil quinientos años atrás, el padre de la atención plena, Gautama Buddha – mejor conocido sencillamente como “Buda” – dijo: “La mente es la única parte de nosotros que jamás muere, es más poderosa de lo que nos damos cuenta y todo viene desde ahí. “

A menudo nuestra mente se encuentra divagando y saltando de un pensamiento a pensamiento, idea a idea, sin ningún tipo de control. Buda llamó a esto la “Mente de los Monos” y lo comparó con un mono saltando de rama en rama y de árbol a árbol, sin nada que lo detuviera o lo ralentizara:   podríamos llamarlo como la insensatez.

La atención plena consiste en aprender a cohabitar pacíficamente con lo que está presente en nuestras vidas en todo momento. Cuando podemos aprender a permitir, sin juicio, en lugar de combatir, negar o bien supervisar, reducimos automáticamente nuestro estrés. Ya no luchamos contra los pensamientos, los sentimientos o el drama de lo que sucede a nuestro alrededor.

Una práctica y un estado mental.

Las investigaciones indican que practicar la meditación regularmente puede acrecentar la resistencia al estrés. Esto entonces aumenta las emociones sociales positivas tales como compasión y empatía. La meditación Mindfulness cambia la respuesta del cerebro a las emociones reduciendo la actividad en las áreas que registran las emociones negativas y aumentándola en las áreas que registran las positivas.

Sabe que la meditación también reduce la respuesta de lucha o huida, lo que nos deja relajarnos. Esto a su vez nos permite un acceso más rápido a nuestra corteza prefrontal, que es lo que nos permite tomar desiciones de forma conscientes.

Por servirnos de un ejemplo, cuando de manera regular practicamos la meditación siendo conscientes de la respiración, agudizamos nuestro enfoque y adiestramos a nuestra mente a fin de que sea más tranquila y pacífica. Esto nos hace ser más conscientes del momento presente. Nos hacemos más afinados y somos conscientes de lo que está sucediendo a nuestro alrededor.

Felicidad en el Trabajo

Dentro del lugar de trabajo, ¿podemos realmente aprender a desarrollar una mente más tranquila?. Sí, es posible; De hecho, ya se sabe de manera intuitiva la importancia de ser conscientes. Por poner un ejemplo cuando nos invitan a una presentación nos preparamos una habitación sin distracciones y nos centramos en prestar atención.

Si queremos llevara cabo una conversación significativa con alguien, solemos preparar un lugar donde estemos ininterrumpidos y podamos expresanos con toda sinceridad.

Del mismo modo, si queremos cultivar una mente pacífica y libre de estrés, primero debemos prepararnos un espacio tranquilizador y tranquilo, relajar nuestros cuerpos y retrasar nuestros pensamientos. Sólo entonces podremos empezar a domar la “Mente de los monos”.

La falta de conciencia tiende a reducirse a uno o todos los siguientes problemas:

  • Falta de tiempo
  • Falta de energía
  • Depresión
  • Cinismo
  • Burnout
  • Distracción
  • Inatención
  • Falta de compromiso
  • Permanecer con las causas perdidas
  • No saber cuándo tirar la toalla
  • Miedo al cambio
  • Ansiedad
  • Agotamiento
  • “Mente de mono”

La vida sin sentido es un estado triste en el que se existe solor por inercia. Podemos llegar al final de nuestras vidas más o menos intactas y de una sola pieza, pero nunca llegamos a realmente oler el café o las rosas.

¿Cómo empezar a meditar?

Supongamos que normalmente se despierta temprano por la mañana, desactiva la alarma, se levanta, se ducha, se viste, y se toma una taza de café … ya sabes, la rutina diaria de casi todos los hogares en todo el mundo.

La clave para hacer cambios conscientes es hacer un esfuerzo para hacer las acciones cotidianas tan conscientemente como sea posible; Para llevar la mente al momento y mantenerla allí el mayor tiempo posible. Pero primero, necesitamos establecer nuestras intenciones con nosotros mismos.

¿Qué quiero decir con “Intenciones”?

Cuando hablamos de intenciones, nos referimos a la motivación subyacente de casi todo lo que pensamos, decimos o hacemos.

Como sabemos ahora, la mente subconsciente tiende a estar al cargo de la mayor parte de nuestro comportamiento y gran parte en la toma de decisiones; Es lo que nos hace vivir en piloto automático grant parte del tiempo. Cuando establecemos una pretensión, pasamos por alto el subconsciente y nos concentramos en un resultado consciente.

Pero esta acción de fijación de intenciones también logra conectar los dos aspectos de la mente con lo que llamamos “conciencia” y esto, a su vez, nos hace más conscientes.

¿Cuáles pueden ser nuestras intenciones? Cualquier cosa relacionada con cómo queremos tratar a los demás, cómo queremos tratarnos a nosotros mismos, cómo queremos comportarnos en una situación particular.

En la segunda parte de este post hablaré sobre cómo empezar a meditar y qué opciones tenemos disponibles para adoptar este hábito.